Regresando a casa.

Comments · 621 Views

Post abierto para todo aquel que quiera responder al rol

No recordaba cuanto tiempo había pasado desde que salió de aquel mágico mundo ni siquiera de cuando fue la última vez que fue a visitarlo, pues el mundo en el que estaba aún le parecía increíble, estaba conociendo a personas maravillosas. Eso hacía que le gustara más aquel lugar.

Pero aún así, había momentos en los que necesitaba y deseaba volver a su mundo, necesitaba volver a respirar el aire puro de los bosques y las montañas, necesitaba escapar de aquella contaminación que había en ese lugar.

No sabía cuanto tiempo iba a quedarse en aquel lugar, ni siquiera sabía si alguien iba a darse cuenta de su ausencia al no avisar a nadie de lo que estaba a punto de hacer. Simplemente se cambio de ropa y se dirigió al bosque del que salió.

No tardó mucho tiempo en llegar ya que el lugar donde estaba viviendo actualmente estaba cerca del bosque. En cuanto quedó frente a este, se quitó sus zapatos y comenzó a adentrarse poco a poco entre los árboles sintiendo paz en esos momentos.

Poco a poco una sonrisa aparecía en sus labios al sentir la húmeda hierba bajo sus pies, el aire fresco en su rostro haciendo que su largo cabello ondeara con este y como el sol que se colaba entre los árboles dejaban ver un hermoso camino brillante. Parecía como si la estuvieran esperando para guiarla a aquel portal.

Quería llegar, pero no tenía prisa en hacerlo, quería disfrutar del sonido de las plantas al moverse con el viento y el sonido de los animales al correr de un lado a otro como si jugaran entre ellos, eso le hacía feliz, podía sentir su piel brillar suavemente por la pureza de aquel lugar.

Por fin en casa... ya puedo escuchar el canto de los pajaritos llamarme...

Murmuró para ella misma al estar cerca del centro del bosque. Podía ver como los colores del lugar se iban atenuando dejando ver un brillo puro y mágico que desprendía un hermoso jardín decorado con un árbol blanco en el centro, tras este había un portal que le llevaría a su hogar.

En cuanto quedó frente a este miró hacia el lugar por donde había venido, esperando que nadie la hubiera seguido, no sería bueno que alguien encontrara ese lugar, pues estaba bien oculto y solo podía verse cuando un Hada entraba o salía del lugar. Cuando notó que todo estaba bien o eso creía, entro en este, llegando así a un mundo de fantasía.

Read more
Comments